LA CONSEJERA SE HACE ECO DE LAS PETICIONES DE “TODO CORAZÓN”